Nueces de lavado

nueces-de-lavado

Las nueces de lavado ofrecen innumerables beneficios que, muchas veces, la mayoría de las personas desconoce.

Las nueces de lavado representan el fruto del árbol del jabón, que proviene de los países asiáticos. Tiene un aspecto bastante parecido a las avellanas y a las nueces.

Lo especial de este fruto es que contiene grandes cantidades de saponina, una sustancia natural que es genial como detergente. Cuando mezclamos agua y saponina obtendremos un jabón natural que podemos utilizar para limpieza de superficies, tejidos y hasta para limpiar la piel.

Uso de las nueces de lavado

nuez-lavado

La forma más común de utilizar las nueces de lavado es parecida a un detergente tradicional. Las puedes colocar dentro de una bolsita. Es fundamental seguir estas pautas:

  • Si la ropa se encuentra demasiado sucia, puedes utilizar un máximo de 8 nueces de lavado.
  • En cambio, si la ropa tienes poca suciedad puedes utilizar entre 4 y 5 mitades.
  • Para retirar manchas difíciles de arrancar, la ropa debe ser tratada antes de usarlas.

Cuando finalice el programa de lavado, retira la bolsita. Desecha en la basura orgánica las nueces y extiende la bolsita para poder meter unas nuevas.

También puedes añadirles un poco de aceite aromático, por lo que es una manera de completar el lavado. Si necesitas un blanqueador puedes añadir bicarbonato de sodio, ya que el producto carece de blanqueadores.

Otros usos de las nueces de lavado

Estas nueces también se pueden utilizar como champú o gel para la ducha, puedes combinarlas con aceite de romero, aceite de lavanda o geranio.

Al combinarlas con aceite de limón, obtendrás detergente para el lavavajillas. También podrás utilizarlo para la limpieza de cocinas, cristales, baños, etc.

Para obtener entre dos y tres lavados semanales, posiblemente necesites 1 kg de nueces de lavado. La mayor ventaja de este producto natural es su bajo coste en comparación con los detergentes tradicionales, además no requiere la utilización de agentes químicos.

Las nueces del árbol de lavado son una excelente opción para aquellas personas que sufren de alergias, además de tener una maravillosa relación de calidad y precio.